SERVICIOS DE BENEFICIOS E INCENTIVOS PERÚ

Tipos de personalidades en el trabajo. ¿Cómo lidiar con ellos?

Escrito por SODEXO on 25-ene-2019 13:00:00

tipo-de-personalidad

En un centro de trabajo, siempre encontraremos caracteres, fortalezas, debilidades y personalidades muy diferentes, ya que cada persona en la oficina será un mundo totalmente distinto del otro y allí es donde radicará el poder de convivencia que tenga cada uno para mantener un ambiente tranquilo, porque si alguno de ellos no sabe manejar de manera adecuada su carácter, puede tornarse una situación un tanto complicada.

Desde el punto de vista de los jefes, trabajar con diversas personalidades representa un gran reto para sobre todo llevar una relación amena con cada uno y conocer que los motiva, así es como se logra construir un equipo efectivo.

Y la gran pregunta que uno debe hacerse es “¿Quiénes son exactamente mis colaboradores? ¿Cómo tengo que tratarlos?” así nos daremos cuenta quien esta rindiendo por debajo de lo pensado o a quien podemos asignarle tal tarea para sacar el máximo potencial. Recuerde que el objetivo de todo esto es que su equipo se encuentre motivado y contento en el trabajo, por ello a continuación le daremos los siguientes puntos para lidiar con las personalidades más comunes y que es mas probable que se tope en su vida laboral.

 

El tímido

Cuando en su organización identifique este tipo de persona lo que debe hacer es alimentar su ego y animarlo a interactuar con los demás. Recordemos que las personas tímidas suelen tener muy buenas ideas, sino que por su falta de confianza no dicen lo que piensan, por ello es muy importante que hable con ellos, le pregunte sobre sus planes futuros, hobbies, intereses, eso hará que su moral se eleve y sienta más confianza con usted.

 

El sensible

Usted tiene que ser muy cuidadoso al momento de tratar con este tipo de colaboradores, ya que sus sentimientos son heridos muy fácilmente y es por ello que al momento de hacer cualquier critica o comentarios siempre debe uno enfocarse desde el punto de vista motivacional y no desde la crítica, puesto que, aunque este aportando una crítica constructiva, existe el riesgo que se lo tome de manera muy personal y esto afecte su desempeño.

 

 El gracioso

Este tipo de colaborador siempre está presente en toda organización, casi siempre se les reconoce porque siempre son el centro de la atención, tanto dentro como fuera de la oficina.

Asimismo, si llegas a notar que están perdiendo demasiado tiempo en cosas que no tienen que ver nada con el trabajo y necesita que se enfoquen de nuevo, lo recomendable es hablar con ellos en privado para no enfriar sus ánimos.

Si usted llega a saber cómo tratar con ellos y canalizar su entusiasmo entonces lograrás sacar todo su potencial sobre todo subiendo la moral al equipo y desarrollando relaciones más fuertes.

 

El preciso

Existen los colaboradores altamente analíticos y que están en constante preocupación por cumplir los procesos ya definidos para hacer las cosas.

La mayor dificultad que encontramos con este tipo de personas es que al momento de un cambio lo critiquen todo, solo porque no es la forma en la que a ellos les gustaría que fuera. Es el tipo de persona que siempre busca la perfección en las cosas.

 

El no participativo

Este muy al contrario del gracioso y del tímido, suele mostrar muy poco interés en querer integrarse al equipo, así como participar en diversas actividades que se organice en la compañía, más bien prefieren trabajar en paz sin ser molestados.

Como se ha de notar son personas relativamente solitarias y evitan interactuar con colegas y clientes, aquí nuestra misión como jefe es la de resaltar la importancia de la colaboración en el equipo, si luego de eso, aún permanece con la misma actitud y no vemos ningún progreso tenemos que replantar la posibilidad de que tal vez estén mejor en otra posición dentro de la organización, una que se adecúe a su personalidad y a sus fortalezas.

Topics: reconocimientos, calidad de vida laboral, motivación laboral, clima laboral, clima organizacional, cultura organizacional, administración